Entrenamiento en emergencias obstétricas basado en simulación

 

En este contexto, a menudo se identifica como el aspecto principal del proceso de aprendizaje al debriefing(53,54). El debriefing es un proceso de reflexión riguroso que ayuda a los profesionales a reconocer y resolver los dilemas clínicos y de comportamiento puestos de relieve al cuidar de un paciente(9).

Todas estas condiciones son difíciles de conseguir en el ámbito clínico por la presión asistencial y por la falta de tiempo y espacio donde poder reflexionar sobre las actuaciones realizadas en los diversos procedimientos clínicos. La simulación clínica constituye una solución a estos retos, y por ello se ha convertido en una herramienta docente en auge.

En el campo de las emergencias obstétricas, el entrenamiento de equipos interdisciplinares mediante casos clínicos simulados, permite establecer objetivos concretos de forma realista y sin riesgo para el enfermo, reflexionar sobre el rendimiento de modo estructurado y trasladar las lecciones aprendidas al entorno de trabajo cotidiano(55).

En el Hospital Virtual Valdecilla y en otras instituciones de nuestro país se organizan actividades de entrenamiento de patología obstétrica con un enfoque interdisciplinar con diversos objetivos. El criterio para su selección varía según las necesidades detectadas de aprendizaje. Por ejemplo, el entrenamiento en el manejo de las emergencias más prevalentes (hemorragia obstétrica, distocia de hombros y preeclampsia-eclampsia) y enfocadas principalmente a la mejora de las habilidades de trabajo en equipo y la actualización de los protocolos clínicos(56).

Otro ejemplo lo constituye el entrenamiento del equipo en el manejo de situaciones poco frecuentes, pero que cuando se presentan el desenlace puede ser catastrófico, como es el caso de la embolia de líquido amniótico.

Para el desarrollo de las distintas actividades se pueden utilizar maniquíes de alta fidelidad o simuladores de tareas. Cuando no es necesario realizar maniobras intervencionistas en los pacientes, se pueden realizar las actividades con actores o híbridos (actores combinados con simuladores de tareas, como una pelvis con el canal del parto)(57), lo que aporta un gran realismo.

En la actualidad disponemos de simuladores que permiten practicar habilidades técnicas usadas en analgesia y anestesia obstétrica como la inserción de catéteres epidurales guiados por ecografía o fantomas para el entrenamiento en la anestesia raquídea.

Los nuevos maniquíes materno fetales permiten simular una serie de patrones fisiopatológicos como hemorragia posparto, eclampsia, pero también situaciones urgentes y muy poco comunes como parada cardiorrespiratoria, embolismo de líquido amniótico o intoxicación por anestésicos locales.

Existe una evidencia creciente del empleo con éxito de la simulación como herramienta para el entrenamiento interdisciplinar en urgencias obstétricas. Numerosos autores han demostrado una adquisición más eficaz del conocimiento, habilidades técnicas, comunicación y trabajo en equipo cuando se compara con métodos tradicionales. Además se ha evidenciado un traslado de lo aprendido al entorno de trabajo y mejoras en los resultados clínicos(58). Su éxito radica en permitir una práctica segura y efectiva de los algoritmos de diagnóstico y tratamiento así como de las habilidades de comunicación y trabajo en equipo, antes de enfrentarse a estas situaciones en la práctica diaria.

 
Conclusiones
  • Los profesionales titulados aprenden de una manera diferente que debe ser tenida en cuenta a la hora de diseñar programas de formación.
  • La simulación es una forma ideal de entrenamiento en la asistencia a la emergencia obstétrica.
  • El entrenamiento debe ser multiprofesional y multidisciplinario desde la residencia.
  • Existe evidencia sobre los beneficios de la simulación en la mejoría de los resultados perinatales en distintas patologías.
  • Las sociedades médicas ya establecen patologías urgentes y graves en las que es preciso entrenarse regularmente a través de la simulación.
  • Es recomendable la combinación de programas de simulación in situ con programas en centros altamente especializados.
  • La simulación en anestesia obstétrica es ya una forma de entrenamiento con amplias posibilidades.
Subir