Agujas Marañón. Descripción

 

 

OBJETO DE LA INVENCIÓN
La presente invención se puede incluir en el campo técnico de los dispositivos de sutura para tratamiento quirúrgico. Concretamente se describe un dispositivo con doble aguja destinado al tratamiento quirúrgico de hemorragia posparto.


ANTECEDENTES DE LA INVENCIÓN

Las suturas quirúrgicas se realizan mediante agujas y hebras de sutura. Las agujas quirúrgicas tienen tres partes que son la punta, el cuerpo y el ojo, que es el punto de fijación de la hebra. Asimismo se conocen las agujas atraumáticas en las que la hebra está engarzada en un área que correspondería con la del ojo de la aguja.

Al principio las agujas atraumáticas se fabricaban insertando la hebra o hilo manualmente dentro del ojo de la aguja y luego ese extremo se comprimía y se sellaba con lo que se producía una conexión casi sin solución de continuidad entre el hilo y la aguja. Esta innovación permitía suturar más rápidamente, eliminaba la necesidad de enhebrar y reducía el traumatismo tisular debido a la lazada extra del hilo en el sitio del ojo de la aguja.

En la actualidad se emplea tecnología láser para perforar un orificio en extremo de la aguja y en el sentido del eje del cuerpo de forma que la hebra se inserta dentro del orificio y se sella con un adhesivo. Este avance permite al cirujano coger la aguja cerca del extremo terminal sin aplastar el engarce.

La curvatura de las agujas depende generalmente de su uso. En general, cuanto más profundo es el tejido en una herida quirúrgica, más cerrada debe ser la curvatura de la aguja. Una aguja curva le permite al cirujano profundizar el punto por debajo de la superficie del tejido y recuperar el punto cuando aparece por el otro lado. La forma del cuerpo de la aguja determina el ángulo de introducción y el sitio donde debe reaparecer la punta.

Del estado de la técnica se conoce por ejemplo la aguja de Keith que es una aguja recta-cortante. Esta aguja se utiliza principalmente para cierre de la piel de heridas abdominales. También se emplean diferentes longitudes para la sutura artroscópica de los meniscos de la rodilla.

Así pues, cada aguja está especialmente diseñada para un tipo de tejido o herida y con cada aguja se pueden realizar un tipo de suturas u otras.

 

Subir